Camino Conciencia

Muhammad Rumi

El dolor puede ser el jardín de la compasión. Si mantienes tu corazón abierto a todo, el dolor puede llegar a ser tu mayor aliado en la búsqueda del amor y de la sabiduría en tu vida.

Frases y Citas de Muhammad Rumi

—Ayer era inteligente por lo que quería cambiar el mundo. Hoy soy sabio por lo que me quiero cambiar a mí mismo.

—Deja que la belleza de lo que amas sea lo que haces.

—Las heridas son el lugar por donde la luz entra en ti.

—Más allá de las ideas del bien y del mal existe un campo. Allí nos encontraremos. Cuando el alma se acuesta en esa hierba, el mundo está demasiado lleno para hablar.

—Deja de actuar tan pequeño. Tu eres el universo en movimiento estático.”

—Donde hay ruinas hay la esperanza de un tesoro.

—El silencio es el lenguaje de Dios, todo lo demás es una pobre traducción.

—Cuando haces cosas desde tu alma, sientes un río en movimiento en ti, una alegría.

—Hay una fuerza invisible dentro de nosotros; cuando reconoce dos objetos opuestos de deseo, se fortalece.

—Tu tarea no es buscar el amor, sino simplemente buscar y encontrar todas las barreras dentro de ti que has construido contra él.

—A través del amor todo lo amargo será dulce, a través del amor todo lo que es cobre será oro, a través del amor todos los sedimentos se convertirán en vino, a través del amor todo el dolor se convertirá en medicina.

—Cuando los labios están en silencio, el corazón tiene cien lenguas.

—Naciste con alas. ¿Por qué prefieres gatear por la vida?.

—No te aflijas. Cualquier cosa que pierdas, regresa con otra forma distinta.

—Hay una canasta de pan fresco en tu cabeza y aun así vas de puerta en puerta pidiendo cortezas.

—Sé agradecido con quien venga porque cada uno ha sido enviado como un guía del más allá.

—Guárdate de que el adorno te aparte del camino recto, y de que la falsa imaginación te arroje al pozo.

—Levanta tus palabras, no la voz. Es la lluvia la que hace crecer las flores, no el trueno.

—Deja que las aguas se asienten y verás la luna y las estrellas reflejadas en tu propio ser.

—Olvídate de la seguridad. Vive donde temes vivir. Destruye tu reputación. Sé notorio.

—Hay una vela en tu corazón, lista para encenderse. Hay un vacío en tu alma, listo para ser llenado. Lo sientes, ¿verdad?.

—Danza, cuando estés roto y abierto. Danza, si te has quitado el vendaje. Danza en medio de los combates. Danza en tu sangre. Danza cuando seas perfectamente libre.

—Si pudieses desplegar las alas y liberar tu alma de los celos, tú y todos a tu alrededor volarían alto como palomas.

—Cuando alguien golpea una alfombra, los golpes no son contra la alfombra sino contra el polvo en ella.

—Quiero cantar como los pájaros cantan sin preocuparme por quién oye o lo que piensan.

—¿Por qué debería quedarme en el fondo del pozo cuando una cuerda fuerte esta en mi mano?.

—Los amantes no llegan a conocerse. Están entrelazados desde siempre.

—Poco a poco Dios nos quita la belleza humana: poco a poco el árbol joven se marchita. Ve y recita: Todo cuanto está dotado de vida, acabará pereciendo. No te enamores de los huesos, busca el espíritu.

—Conoces el valor de las cosas pero si no sabes el valor de tu propia alma, todo es una tontería.

—Debes derribar partes de un edificio para restaurarlo y lo mismo ocurre con una vida que no tiene espíritu.

—Vacíate de la preocupación. ¿Por qué te quedas en prisión cuando la puerta es tan amplia?

—Muévete fuera de la maraña del miedo.

Reflexiones de Muhammad Rumi

Ir arriba