Observando nuestra Mente

1. Principio del Mentalismo - El Kybalión

Los labios de la sabiduría están cerrados, excepto para los oídos del entendimiento.

– El Kybalion 

Del antiguo Egipto han llegado las enseñanzas esotéricas y ocultas fundamentales que han influenciado tan fuertemente las filosofías de todas las razas, naciones y gentes, por varios miles de años.  Egipto, el hogar de las pirámides y la esfinge, fue el lugar de nacimiento de la sabiduría escondida y las enseñanzas místicas: todas las naciones han tomado prestado de su doctrina secreta.  India, Persia, Caldea, Medea, China, Japón, Asiria, la Grecia y la Roma antiguas, y otros antiguos países participaron liberalmente en el festín de conocimiento que los hierofantes y maestros de la tierra de Isis proporcionaban tan libremente a aquellos que venían preparados para participar del gran almacén de saber místico y oculto que las mentes de esa tierra habían reunido.
En el antiguo Egipto residían los grandes adeptos y maestros que nunca han sido sobrepasados, y que raramente han sido igualados, durante los siglos que han tenido su fuga procesional desde los días del gran Hermes.  En Egipto estaba localizada la gran logia de logias de los místicos.  A las puertas de sus templos entraban los neófitos, quienes posteriormente, como hierofantes, adeptos y maestros, viajaban a los cuatro rincones de la tierra, llevando consigo el precioso conocimiento que estaban preparados, ansiosos y deseosos de traspasar a aquellos que estuviesen listos para recibirlo.  Todos los estudiantes de lo oculto reconocen la deuda que deben a estos venerables maestros de esa antigua tierra.
Pero entre estos grandes maestros del antiguo Egipto moró una vez uno a quien los maestros aclamaban como «el maestro de maestros».  Este hombre, si es que en verdad era «hombre», moró en Egipto en los primerísimos días.  Era conocido como Hermes Trismegistus.

Él fue el padre de la sabiduría oculta; el fundador de la astrología; el descubridor de la alquimia.

Continuar leyendo ley Hermética → 

EL TODO es MENTE; el universo es mental.

— El Kybalion.

Volver
WhatsApp
Telegram